bow atracction sriyantrayoga

Todo lo que llega a tu vida es porque lo has atraído. De este modo tu vida actual es un reflejo de tus pensamientos anteriores.

Esta ley siempre ha existido y siempre existirá.

La Ley de la Atracción se basa en la siguiente premisa: Lo semejante atrae a lo semejante. De modo que si tienes pensamientos de pobreza, escasez, injusticia, miedo… atraerás más pensamientos de lo mismo y por lo tanto las situaciones que materializan estas creencias.

Si por el contrario tienes pensamientos de gratitud hacia ti mismo, hacia la vida (y por lo tanto sensaciones y sentimientos) de felicidad de abundancia, de muchas ganas de seguir evolucionando, sin exigirte ser perfecto a cada instante… eso será exactamente lo que atraerás a tu día a día.

TUS PENSAMIENTOS SE MATERIALIZAN EN OBJETOS Y SITUACIONES

Tenemos unos 60.000 pensamientos diarios y como comprenderás no podemos ser conscientes y controlarlos todos y cada uno de ellos. No obstante, existen unos indicadores fiables que siempre surgen de lo que estamos pensando, estos, son nuestros propios sentimientos y emociones.

Cuando nos sentimos bien, estamos teniendo pensamientos que atraerán hacia nosotros situaciones similares de bienestar.

Cuando nos sentimos mal, los pensamientos negativos que estemos desarrollando y multiplicando, atraerán y manifestaran, más situaciones desagradables

El problema aquí es que el Universo, como un espejo creado, recibe clara y perfectamente nuestros pensamientos y sentimientos como ordenes, como peticiones de lo que deseamos alcanzar y obtener en nuestras vidas, y nos los restituye en situaciones con exactitud.

En este punto podemos pensar: ¡Genial, Entonces voy a pensar siempre en positivo y ya está! Bueno, ese es un buen comienzo porque esto significa que estarás más atento a tus pensamientos y sentimientos a partir de ahora, pero, la mayoría (sino todos) de nosotros llevamos ya tanto tiempo, identificándonos y cargando con creencias y sentimientos negativos que no los reconocemos cuando aparecen. Así mismo, cuando empezamos a ser conscientes de ello, nos damos cuenta de que necesitamos ayuda porque no sabemos cómo, deshacernos de ellos.

La Ley de la Atracción realmente funciona, si te dejas envolver por el amor y sabes guiar tus pensamientos o tu mente hacia el positivismo y la alegría, atraerás sonrisas y actos de magia. Digo guiar, no resistirse, no te debes sentir mal por tener pensamientos negativos, pero hay que esforzarse por cambiarlos. Esto no se consigue de la noche a la mañana, es un trabajo continuo, personal e interno, pero merece la pena. Además es una forma de divertirse, ya que se debe comenzar con pequeñas cosas que desees. Por ejemplo un libro o una invitación a un café. Así, irás tomando confianza para las cosas importantes que quieres en la vida.

Para comenzar, lo fundamental es el AMOR a uno o a una misma. ¿Cuánto te quieres a ti? Mírate al espejo y no te engañes. En una escala del 0 al 10, ¿Cuánto te pondrías? Y es que nos preocupamos por el exterior y no, por nuestro interior. Y es en nuestro interior, donde nace y florece todo. ¿Cómo vas a esperar a los demás que te traten como tú quisieras, si tú no te tratas con el debido respeto y amor?

Así, que manos a la obra, escribe ahora mismo una lista de diez cosas que hayas logrado en tu vida, como ser madre, estudios, trabajo, etc. no hace falta que todos seamos astronautas o artistas. Ahora, escribe diez cosas que hayas logrado este mes. ¿A qué eres una persona increíble? Respira profundamente y vuélvete a mirar al espejo, si, esta persona soy yo. Utiliza la repetición y la afirmación, para ayudarte, por ejemplo: “Me quiero” u otra con un potencial asombroso, “Estoy enamorad@ de mi”.

Siguiendo, con la atracción hacia aquello que deseas, tienes que tener claro lo que quieres. Cuando lo tengas, visualízalo de una forma como si ya lo estuvieras viviendo y sintiendo, de forma continuada todos los días, los mejores momentos antes de dormirse y antes de levantarse, cuando nuestro consciente o la mente está todavía dormida. No sirve, si después de la visualización, volvemos a nuestra pauta de comportamiento anterior y pensamos, que lo hemos visualizado es imposible que suceda, no tengo dinero, no me lo creo, etc.

Aquí, es donde la FE comienza a trabajar, hay que creer en ti mismo, en lo visualizado y dejar que el universo, inconsciente, energía, dios, diosa, ángeles, hadas, santos, etc. hagan su trabajo. Tú ya has hecho el tuyo, que era pedir visualizando con tu poder interior y guiar tus pensamientos hacia el amor.

Confía en el Universo, te traerá lo que tú le hayas pedido, no de la forma lógica que puedas pensar, te lo traerá de una forma encadenada, fíjate en las señales, hay muchos caminos y nada es imposible. Todo está preparado, nada se deja al azar, como el mero hecho de que estés leyendo esto.

Sign in to your account